Arqueólogos excavan ruinas neolíticas de hace 8.000 años en noreste de China

Sociedad 2018-03-14 20:25:52 Xinhua

Arqueólogos chinos han excavado las ruinas de un poblado neolítico de hace 8.000 años en la ciudad de Fuxin, en la provincia nororiental china de Liaoning.

Se han encontrado más de 2.500 objetos en la zona excavada, de más de 1.000 metros cuadrados.

Los expertos han hallado dos zanjas y 12 casas, construidas parcialmente bajo tierra, como cuevas, y con dos estufas para cocinar cada una. También han descubierto elementos de cerámica, jade y piedra en las construcciones.

En la misma zona, a ocho kilómetros de distancia, también se habían localizado previamente las ruinas del poblado de Chahai, de la misma era neolítica.

Un experto de la Escuela de Historia de la Universidad de Liaoning, Wang Chuang, indicó que la primera actividad humana de la misma cultura se encontró en primer lugar en Xinglongwa, en la región autónoma de Mongolia Interior, en el norte de China, y recibió el nombre de ese lugar. Los individuos de la cultura de Xinglongwa cazaban y se dedicaban a la agricultura de forma primitiva.

Es anterior a la cultura de Hongshan, una sociedad de la Edad de Piedra de hace 5.000 años, conocida por el hallazgo en el noreste de China de un objeto prehistórico de jade con el símbolo de un dragón.

(Amanda)

Calendario

Noticias:
Reportajes Politica Internacional Economía Cultura Sociedad Deportes
Economía:
Reportaje y análisis Noticias Made in China Negocio en China Oportunidades Informaciones
Cultura:
Historia Filosofía Étnias y religiones Lengua Costumbres Cocina Artes Plásticas Artesanías Arquitectura Vestimenta Música Óperas Danzas Juegos y Deportes Literatura Arqueología Ciencia y tecnología Medicina
Fotogalería:
Paisaje Cultura Sociedad
Vídeos:
Entrevistas Reportajes Viaje en China Intercambios culturales
Servicios:
Para Viajar Para negociar Para estudiar Informaciones generales
China en Chino:
Para aprender chino Diálogo Cantando en chino Del cine chino Paladar Chino Puro chino Hola China Ming y Laura